Revista MotorcycleProNews
La revista del profesional

AÑO DE POSIBLES

Alfonso 28 de marzo de 2014 Editorial No hay comentarios
AÑO DE POSIBLES

No parece mal año este 2014. Es cierto, seguimos varados en el tremendo pantanal de la crisis, sin embargo, tras un final de año con menos agobios en lo tocante a ventas y matriculaciones y  dos primeros meses de resultados positivos, el talante que se observa en el sector es muy diferente al que se dibujaba a inicios de la pasada temporada.

Seguramente no nos haremos ricos, pero al menos hemos sacado el cuello del agua y podemos respirar con algo más de tranquilidad. Los síntomas de esta mejora no se reducen única y exclusivamente al incremento de las matriculaciones – aunque evidentemente es la base de ese repunte – la actitud, la sensación que se respira en el sector es la de un moderado optimismo. Moderado porque a estas alturas nadie se aventura a describir un horizonte completamente despejado, pero firmemente convencidos de que de aquí en adelante sólo podemos mejorar. Lentamente, con calma y sin precipitarse, pero siempre adelante.

Decíamos que hay otros síntomas, señales, que apuntan a que retomamos el buen camino. La celebración del primer salón BCN Moto en l’Hospitalet (Barcelona) este mes de marzo que inaugura oficiosamente la “temporada alta” de las dos ruedas o el próximo salón de la moto de Madrid en abril, dan muestras de que la fuerza dormida del sector empieza a despertar.

Puede que se trate de salones locales, a escala, orientados más a la venta al público final que a la presentación de grandes novedades, pero aun así son una herramienta eficaz para ayudar a que el engranaje gire. Es más, ejercen un saludable  doble efecto, balsámico y al mismo tiempo estimulante, ya que todos, marcas, distribuidores, concesionarios, tiendas, instituciones, público y medios ven en estas iniciativas ese pequeño empujón que puede revitalizar el sector.

En definitiva y como siempre, que esos rayos de luz que poco a poco van abriéndose paso en el lóbrego entorno que nos rodea sigan brillando, cada vez con mayor intensidad, depende de nosotros, de nuestra voluntad y del tesón que siempre ha caracterizado a los que viven por y para la moto.

Por todo ello podemos decir que estamos de enhorabuena. Estamos rodando de nuevo. 2014 será un buen año.

Te gusta este artículo? Compártelo

Sobre el autor

Deja tu comentario